6 Formas de marcar la ropa del cole

Dentro de poco empieza el curso y hay mucho que preparar. Marcar la ropa es una de las tareas a las que se enfrentan los padres en estas fechas. Hay varias maneras de hacerlo, y todas tienen puntos a favor y en contra, así que he hecho aquí un resumen como guía para poder elegir la que mejor se adapte a cada familia.

Algunos aspectos importantes a tener en cuenta a la hora de marcar la ropa son:

  • La mayoría de las prendas a marcar se van a lavar a menudo, por lo que el método elegido de marcado debe ser resistente a los lavados.
  • Si se trata de niños más pequeños, que no saben leer todavía, es conveniente que se incluya algún tipo de imagen reconocible para que ellos puedan distinguir su propia ropa.
  • El método de marcado debe ser lo menos molesto posible para los niños y permitirles llevar su ropa cómodamente.

Con estas consideraciones, estos son los métodos más habituales utilizados, listando sus ventajas e inconvenientes y ejemplos de productos, servicios o enlaces a tutoriales que se pueden usar en cada caso.

1. Escribir los nombres con rotuladores permanentes de punta fina

Esta es sin duda la manera más rápida, más sencilla y seguramente la más barata. Sólo hace falta un rotulador de punta fina de color oscuro, y se puede escribir el nombre o las iniciales del pequeño en toda su ropa, en el interior, buscando las partes donde sobresalga menos por el exterior, o incluso escribiendo en las etiquetas de talla y demás.

Como ejemplo de los productos que existen para este método de marcar ropa, os pongo estos rotuladores de Pilot que están hechos específicamente para estas tareas, aunque hay muchos otros en el mercado y seguramente podéis encontrar alguno en la papelería más cercana.

31JEP4K-sVL

Ventajas: Encontrando el rotulador adecuado puede resultar barato y se termina pronto. Aguanta bien los lavados. Se puede marchar mucha ropa con el mismo rotulador.

Inconvenientes: La tinta del rotulador podría salir por el exterior de la prenda y manchar partes no deseadas de la misma (con los de punta fina pasa menos). Las prendas de ropa más oscuras son difíciles de marcar con este sistema, salvo que lleven grandes etiquetas de fábrica (de color claro) sobre las que se pueda escribir. Habría que incluir algún dibujito a mano para que los más pequeños (que aún no saben leer) reconozcan su ropa. Los nombres podrían resultar ilegibles  para terceras personas, dependiendo de la caligrafía de cada uno.

2. Utilizar sellos con los nombres para estampar la ropa

Este método es similar al anterior, ya que se utiliza tinta directamente sobre la ropa, pero en este caso se utiliza un sello con tinta en lugar de un rotulador. Estos sellos se pueden encargar directamente con los datos del niño, pero lo normal es que vengan en sets personalizables en los que se pueden cambiar las letras y el texto. Se utiliza una tinta especial para textiles y así se puede estampar en toda la ropa por el reverso. Para la ropa oscura, se podría intentar estampar en un color más claro, aunque la tinta que viene con los sellos es de color oscuro. Para ver más información sobre el ejemplo de la imagen, hacer clic sobre la foto.

81zYYbpwV0L._SL1500_

Ventajas: El texto queda claro y legible, y es igual en todas las prendas. El sello puede reutilizar en años siguientes para futuras prendas de ropa. Puede utilizarse para varios hermanos cambiando las letras. Puede usarse también para marcar libros y otro material escolar.

Inconvenientes: Puede resultar un poquito más caro que otros métodos. La tinta podría verse desde el exterior de la prenda (auque están pensados para que eso no ocurra). Puede ser difícil marcar la ropa más oscura si no tenemos tinta blanca.

3. Bordar las iniciales o nombres directamente en la ropa

Este es el método que utilizaba mi madre cuando éramos niños, y sospecho que todavía se utiliza a menudo para marcar ropa de niños. No requiere compras especiales, sólo aguja e hilo de bordar, y tal vez algún sistema para transferir los modelos de letras a la tela para bordarlas después. Mi madre no utilizaba modelos, simplemente “escribía con hilo” los nombres o iniciales (dependiendo de la prenda) con puntadas pequeñas. Se puede trazar sobre la tela con un lápiz primero para tener una guía. Pero hay modelos en internet para utilizar si se quiere un acabado más bonito por fuera de la prenda (para babis y bolsas, por ejemplo). Para bordar por dentro de la prenda hay que hacerlo en lugares no visibles, ya que las puntadas se van a ver por el exterior también.

Aquí tenéis un tutorial que os mostrará cómo bordar el nombre a punto de cruz en un baby.

baby_tutorial_bordado

Y este otro tutorial os muestra cómo bordar las letras con puntadas pequeñitas, tipo pespunte, más parecido al método que usaba mi madre, en esta página.

bordar

Ventajas: Es barato y resiste todos los lavados del mundo (los hilos de bordar hoy día no destiñen fácilmente). Se puede bordar un dibujito que los niños identifiquen también. No abulta tanto en la ropa como las etiquetas. Es más bonito para el derecho de las prendas.

Inconvenientes: Requiere saber bordar o tener tiempo para intentarlo. Requiere más tiempo que otros métodos. Las puntadas pueden verse por el derecho de la prenda, dependiendo en qué parte se borde.

Alternativa: bordar el nombre a mano en una tela diferente y coserlo a la prenda de ropa como una aplicación. Esto abulta más, pero por el exterior puede verse un cuadrado de costura de aplicación, que es mejor que ver el reverso del bordado de letras, por lo que puede ser útil en ciertos casos.

4. Usar cinta termoadhesiva blanca y rotulador permanente

Es un sistema parecido al primero, pero escribimos los datos sobre una cinta en lugar de sobre la prenda directamente. Una vez escrito el nombre, planchamos la cinta, sobre la prenda a marcar, a temperatura de lana durante 10 segundos, especialmente por los bordes.

En nuestra tienda tenemos este artículo a la venta, lo podéis encontrar aquí.

ptabl001_00

Ventajas: Es barato y rápido de usar. Resiste bien los lavados. Las cintas se fijan fácilmente con la plancha. Se pueden utilizar pedacitos más pequeños sólo con iniciales para las prendas más pequeñas.

Inconvenientes: Las etiquetas añadidas a la ropa siempre pueden producir roces, sobre todo en la ropa interior. No llevan dibujos para que los pequeños identifiquen su ropa. Los nombres podrían resultar ilegibles  para terceras personas, dependiendo de la caligrafía de cada uno.

5. Usar etiquetas termoadhesivas para marcar con rotulador

Este es exactamente lo mismo que el método anterior sólo que en vez de cinta, se utilizan etiquetas cuadradas con dibujos en las que se escribe el nombre del niño, también con un rotulador o bolígrafo permanente y resistente al lavado. La diferencia o ventaja más importante respecto a la cinta blanca es que las etiquetas con dibujos se pueden reconocer mejor por los más pequeños, que todavía no saben leer. Hay muchos modelos disponibles, incluidos varios que tenemos en nuestra tienda, por si os son de utilidad.

marca_ropa_001

Ventajas: Es rápido de usar.  Las etiquetas se fijan fácilmente con la plancha. Tiene dibujos fáciles de identificar para los más pequeños.

Inconvenientes: Las etiquetas añadidas a la ropa siempre pueden producir roces, sobre todo en la ropa interior. Al ser más grandes, no sirven para todas las prendas. Los nombres podrían resultar ilegibles  para terceras personas, dependiendo de la caligrafía de cada uno.

6. Usar etiquetas termoadhesivas personalizadas

Esto es un paso más sobre el método anterior, ya que aquí vamos a encargar las etiquetas con los datos del niño ya incluidos, y los dibujos o decoraciones deseados. Es una opción muy popular desde que internet ha hecho fácil el acceso a muchos vendedores. Nos llegarán por correo ya listas para usar, y se pueden pegar normalmente con la plancha, aunque a veces es posible solicitarlas sin pegamento para coserlas nosotros mismos, si así lo deseamos. Hay muchas empresas que ofrecen este servicio en internet. Este ejemplo es de una tienda de Etsy que utiliza un tejido 100% algodón para imprimir las etiquetas, lo cual siempre es mejor en contacto con la piel. En este caso, lo ideal sería elegir sólo un modelo de dinosaurio, para que un niño pequeño pudiera distinguir toda su ropa con este símbolo. Tienen muchos otros diseños para elegir.

il_570xN.575050575_ockq

O un ejemplo más sencillo aún es encargar las etiquetas solamente con el nombre impreso en una cinta continua, también termoadhesiva, como ofrecen en esta otra tienda:

etiquetas-bordadas

Ventajas: Es rápido de usar. Las etiquetas se fijan fácilmente con la plancha. Se pueden incluir dibujos fáciles de identificar para los más pequeños y además podemos elegirlos. Es legible para todo el mundo.

Inconvenientes: Vamos a tardar más en recibirlas, al ser personalizadas, por lo que hay que planificar la compra con tiempo. Las etiquetas añadidas a la ropa siempre pueden producir roces, sobre todo en la ropa interior.

Espero que os haya servido para decidir qué método o métodos utilizar para marcar la ropa este año. ¿Cuál es vuestro método preferido?